Aquí te decimos por qué debes remar en máquina

Publicado el día 18 de Julio del 2017, Por James Nosek

Aquí de decimos por qué la máquina de remo puede mejorar tu forma física y darle variedad a tu rutina.

Aqui va un banner...

Mi meta en la vida es trabajar duro, sin complicarme la vida. Así me educaron. Asimismo, en el gimnasio me gusta no complicarme mucho. Me apego a entrenamientos cardiovasculares, de agilidad y para el core. Además, dos veces a la semana juego basquetbol con otros miembros del equipo de Men’s Health. (Un gran cardio). El arma secreta de mis entrenamientos de fuerza son las lagartijas y las dominadas. Así de simple.

 

Ahora, he visto esas máquinas de remo en todos los gimnasios a los que he ido, hasta Frank Underwood la utiliza en House Of Cards. Pero nunca se me antojó y por eso no la probé. (No es la mejor manera de pensar, lo sé). Siempre la vi como un aparato extremadamente complicado, extremadamente caro que solo era una pérdida de tiempo u dinero.

 

 

Pero, estaba en un error. Finalmente le di una oportunidad y, desde entonces, he añadido diferentes variantes del remo a mis entrenamientos. Y estoy muy feliz de haberlo hecho.

 

Aquí te digo cuatro razones por las que deberías hacerlo también.

 

ES UN GRAN CALENTAMIETO

 

Sin importar el tipo de entrenamiento que hagas, calentar remando es muy inteligente. Beneficio número uno: remar realmente hace que la sangre fluya antes de correr. Beneficio número dos: es bueno remar antes de hacer pesas, afloja los brazos, lo que convierte al press de pecho con mancuernas en un ejercicio mucho más difícil (y mejor).

 

RELACIONADA: Cómo utilizar una máquina de remo.

 

Mi calentamiento favorito:

 

Haz una playlist con tres canciones para ir al gym (trata de que tengan entre 150 y 180 pulsaciones por minuto).

 

Durante la primer canción, rema ligero, a un paso estable durante toda la rola. Para la segunda, mantén un paso leve y estable hasta el coro, después rema tan fuerte como puedas hasta el fin de este. Repite en cada coro o solo de guitarra. Fanáticos del rock, recupérense durante los versos.

 

Haz lo mismo durante la tercer canción. No olvides: puedes descansar cuando lo requieras. Descansa un par de minutos al terminar la rola.

 

En resumen: incrementarás tu ritmo cardiaco. Sudarás mucho. Y estarás listo para tu entrenamiento. Ganar, ganar, ganar.

 

EL REMO LE AÑADE VARIEDAD A TU ENTRENAMIENTO

 

Si eres fan del cardio, el remo es una alternativa o compañero perfecto para correr o pedalear. Cuando tengo antojo de algo distinto a la caminadora, el remo me ayuda a cambiar de escenario, y le resta estrés a mis articulaciones.

 

Cuando no quiero correr, este es uno de mis entrenamientos de resistencia favoritos:

 

Rema durante tres minutos a un paso ligero y estable con dificultad media (nivel 4-6).

 

Descansa 30 segundos

 

Rema durante tres minutos un poco más rápido a dificultad media-alta (nivel 7-9).

 

Descansa 30 segundos

 

Rema durante un minuto lo más rápido que puedas en el nivel de dificultad máximo (nivel 10).

 

Enfría.

 

Puedes subirle la  dificultad añadiéndole series a la escalera o repitiéndola un par de veces.

 

REMAR TE VUELVE MÁS EXPLOSIVO

 

Juego basquetbol desde que era niño. Es un gran deporte y requiere de explosividad. El remo me ayudó con mi condición física y con mi explosividad, mientras fortalecía mis brazos, core, caderas y piernas. Esto puede servirle a todos ustedes, independientemente del deporte que practiquen.

 

Debido a que el remo es un ejercicio de cuerpo completo, los sprints con todo son una muy buena manera de mejorar la velocidad y resistencia. Y, de nuevo, es mejor para tus tobillos, rodillas y caderas. Desde que empecé a remar, me gustó sumar este sencillo desafío de velocidad a mi entrenamiento.

 

Rema 100 metros en 30 segundos en el nivel máximo de dificultad (10). Un desafío aún mayor: rema 150 metros en 30 segundos. Mi récord personal son 153 metros.

 

EL REMO ES UN GRAN FINALIZADOR

 

Puede que creas que ya terminaste de entrenar, pero no has acabado nada hasta que no te sientes en la máquina de remo. Es buenísima para darle ese empujón a tu ya de por si fuerte rutina.

 

Aquí te dejamos un gran finalizador, diseñado por el director de fitness de Men’s Health, BJ Gaddour, que te lleva al límite al final y que yo uso religiosamente.

 

Inicia una cuenta regresiva de dos minutos y rema 500 metros. Durante el tiempo sobrante, haz tantas lagartijas como te sea posible. Descansa durante un minuto.

 

Esta es una serie, haz cinco. 

 

RELACIONADA: Errores que cometes en la máquina de remo.