DESCARGA
Síguenos en:

Haz el mejor caldo de pollo

POR: Redacción
FECHA:2012-07-04
Seguramente sabes más que de memoria preparar caldo de pollo, pero con estos consejos lo mejorarás como no lo imaginas.

Compra el ave adecuada

Un ave un poco más vieja de 1.3 a 1.8 kilos, le dará a la sopa un sabor a pollo más fuerte y quedará suficiente carne extra para cocinar otras cosas.

 

Ponle sal al pollo

Para que la sopa tenga mejor sabor, frota el pollo por dentro y fuera con una cucharada de sal kosher, y refrigéralo 15 minutos. Enjuaga el ave con agua fría y sécala.

 

Prepara las verduras

Los vegetales aromáticos añaden una base de sabor. Sugerimos tres zanahorias, cinco tallos de apio, una cebolla picada, y tres dientes de ajo enteros pelados.


Junta tus condimentos

Para un caldo de pollo clásico, apégate a las hierbas y las especias sutiles. Otra opción: unas ramitas de perejil fresco y eneldo, dos hojas de laurel y pimienta negra.

 

Cocina la sopa

Paso 1 Coloca el ave en una olla grande y añade suficiente agua para cubrirla unos siete centímetros. Pon la olla a hervir y quita la espuma que se forme.

Paso 2 Agrega las verduras y los condimentos. Cocina a fuego bajo, sin tapar, hasta que el pollo esté cocido, durante 45 minutos más o menos.

Paso 3 Pasa el pollo a un platón grande. Cuando se enfríe lo suficiente como para que lo puedas tocar, remueve el pollo de los huesos.

Paso 4 Regresa los huesos a la olla y calienta a fuego bajo por otra hora. Deshebra el pollo (descarta los pedazos duros), sazona con sal y pimienta, y añade la mitad del pollo deshebrado al caldo. (Guarda el resto para tacos, ensaladas o sándwiches.) Revuélvelo con tu elección de complementos.

Complementos: fideos de huevo cocinados, arroz blanco o café, frijoles blancos de lata, espinaca baby fresca, eneldo picado o perejil.

 

Mejóralo

Para que sea más claro y el caldo tenga menos grasa, refrigéralo toda la noche. Al día siguiente, quítale la grasa solidificada y caliéntalo nuevamente.

Redes Sociales
Araiz Corre
Encuesta
COACH