DESCARGA
Síguenos en:

El arte de cocinar

POR: Devin Alexander
FECHA:2013-01-15
Cinco comidas libres de grasa de diferentes partes del mundo. Conservarás tu peso ideal de manera internacional.

No importa lo que pidas de comer en un restaurante porque siempre escucharás la típica pregunta del mesero "¿Quiere que le agreguemos carbohidratos y grasas?" A fi n de cuentas, los restauranteros están preocupados por el consumo del cliente, no por cuidar su línea. Sin importar si es comida italiana, mexicana, china o griega, el que tu plato parezca una pila de pasta, arroz y pan -junto con mucha mantequilla- es una inteligente táctica de negocios. Es como hacerle ver al cliente que está devengando lo que está comiendo, sólo que sin obtener ningún beneficio, pues el único perdedor será tu abdomen. Por eso, ofrecemos esta alternativa: comidas libres de grasa, de distintas partes del mundo, que puedes cocinar en casa.

 

CÓMO USAR ESTAS RECETAS

Cada receta representa una porción, así que si tendrás compañía o quieres guardar sobras, simplemente multiplica los ingredientes dependiendo las raciones que quieras servir. Para evitar que los ingredientes se peguen, calienta el sartén y lentamente rocía aceite de olivo en spray antes de cocinar. Es conveniente que recomendemos comprar marcas específicas de ciertos productos. Pero puedes sustituirla por aquella de tu preferencia, siempre y cuando mantenga las porciones para una buena consistencia.

 

ITALIANA

Pasta con salchichas y pimientos

1/2 taza de pasta barilla

1/2 pimiento amarillo cortado en finas rebanadas

1/2 pimiento rojo cortado en rebanadas muy finas

3/4 de taza de salsa italiana con pimientos y salsa marinera

2 cucharadas de queso parmesano

Mientras cocinas la pasta de acuerdo con las instrucciones de la caja, rocía en una sartén mediano aceite de olivo en spray y ponlo a alta temperatura. Cuando la cacerola esté caliente, coloca los trozos de salchicha y cocina hasta que se pongan de color café. Agrega los pimientos y cocínalos hasta que queden tiernos.

Vierte la salsa en la cacerola y junta los ingredientes. Cuando la mezcla esté caliente (unos dos minutos), es momento de echar la pasta. Transfiérela a un tazón y agrégale queso parmesano.

Por ración: 497 calorías, 39 gramos de proteínas, 52 gramos de carbohidratos, 15 gramos de grasa (3 gramos de grasa saturada) y 8 gramos de fibra.

 

INDIA

Brochetas de camarón al curry con arroz basmati

1/2 taza de arroz basmati

200 gramos de camarones medianos pelados

8 tomates pequeños

8 rebanadas de cebolla roja

1 cucharada de pasta de curry

2 brochetas

Precalienta la parrilla a alta temperatura. Mientras tanto, cocina el arroz de acuerdo con las instrucciones del paquete. En un tazón mediano combina los camarones, tomates, cebollas, pasta de curry y aceite. Inserta en la brocheta los camarones, tomate y cebolla alternando cada uno de ellos. Reduce a una temperatura baja la parrilla y coloca las brochetas una al lado de la otra. Cocínalas de tres a cuatro minutos por cada lado hasta que los camarones estén listos. Sirve encima el arroz y el plato está listo para degustarse.

Por ración: 463 calorías, 40 gramos de proteínas, 44 gramos de carbohidratos, 14 gramos de grasa (2 gramos de grasa), 5 gramos de fibra.

 

GRIEGA

Cordero asado cortado y ensalada de tomate con pepino

1/2 pepino

1 espinaca

2 tomates medianos

180g de pierna de cordero

1/2 cucharada de aceite de olivo

1/2 cucharada de pasta de ajo

1/3 de cebolla roja finamente cortada

1 taza de vinagre griego

1/4 de queso espolvoreado

Sal y pimienta

Corta los tomates en cuartos alrededor de su centro, rebana el pepino en dos mitades y luego vuélvelo a cortar en un cuarto. Para ambos, usa una cuchara para raspar y remover las semillas. Una vez hecho esto, coloca las verduras en un tazón mediano. Con aceite de olivo frota todas las zonas del cordero y añádele pasta de ajo y sazónalo con sal y pimienta. Asa el cordero tres minutos por cada lado o hasta que la carne tome el término deseado. Retira el cordero de la parrilla y déjalo reposar cinco minutos. Mientras el cordero descansa, calienta en el microondas las espinacas. Corta el cordero en rebanas pequeñas y agrégalas en la ensalada.

Por ración: 521 calorías, 53g de proteínas, 36g de carbohidratos, 20g de grasa (6g de grasa) y 11 gramos de fibra.

 

Tesoros escondidos

Tres platillos del mundo que no deben quedar en secreto

Alcaparras Se dan en un arbusto que procede de Francia, Italia y España, y cuenta con los mismos antioxidantes que tiene el té verde y el vino rojo que ayudan a combatir enfermedades.

Avellanas de pino Se cosechan en Europa, México, China y Estados Unidos. Estas semillas de pino brindan ayuda para reducir la grasa y más proteínas que cualquier otra nuez. Su fina, suave y crujiente textura es perfecta para mezclarla con una ensalada, vegetal, carne o plato de pasta.

Quinoa A pesar de que esta semilla sudamericana es considerada un grano entero, en realidad pertenece a la misma familia que las espinacas. Provee una buena cantidad de aminoácidos, lo que la hace una proteína muy completa. Otro punto extra que tiene la quinoa es que representa una buena fuente de fibra para el corazón. Pruébala en arroz o pasta.


JAPONESA

Teriyaki de salmón con brócoli

180 gramos de salmón fileteado sin hueso

2 1/2 cucharadas de salsa teriyaki dulce

1/2 taza de brócoli

1/2 taza de arroz café

Rocía aceite de olivo a las hojas de papel aluminio, según el tamaño del salmón. Frota el pescado con media taza de salsa teriyaki. Pon las hojas en la parrilla, luego el salmón en el papel aluminio. Cuece por cinco minutos o hasta que el salmón no tenga un tono rosado. Agrega el brócoli según las instrucciones del empaque. El arroz debe ir en un tazón mediano. Cúbrelo con el salmón y añade el brócoli.

Por ración: 519 calorías, 41g de proteínas, 44g de carbohidratos, 20g de grasa (4 gramos de grasa) y 5g de fibra.

Redes Sociales
Araiz Corre
Encuesta
COACH