Ir

Los hombres con este grupo sanguíneo tienen mejores erecciones

tipo de sangre problemas disfuncion erectil
FOTO:iStock
POR: Christa Sgobba /FECHA:9 de marzo de 2017
¿Lo que corre por tus venas puede predecir un problema con tu pene?

La sangre es obviamente un componente importante de tu erección: si no hay suficiente de fluyendo por tu pene, no serás capaz de alcanzar una erección completa y permanecer así. Pero, ¿tu grupo sanguíneo puede afectar qué tan difícil es para ti ponerte duro?

 

Investigadores turcos dicen que sí. En su estudio, descubrieron que los hombres con sangre de tipo O eran significativamente menos propensos a tener disfunción eréctil (DE) que aquellos con tipo A, tipo B o sangre tipo AB. De hecho, los individuos con sangre de tipo A y B tuvieron 4 veces más probabilidades de sufrir DE que los hombres con sangre tipo O y los hombres con sangre tipo AB tuvieron casi 5 veces más el riesgo.

 

Relacionada: Cómo prevenir la disfunción eréctil.

 

El vínculo no es tan disparatado como puede parecer. Los científicos determinaron previamente que algunos tipos de sangre -en particular AB- se han relacionado con otros padecimientos, incluyendo enfermedades del corazón, colesterol alto y coágulos de sangre.

 

Y el mismo mecanismo responsable de ese tipo de problemas puede estar detrás del vínculo entre el tipo de sangre y la DE. De hecho, estudios previos han concluido que los problemas con las erecciones pueden aparecer tres años antes de que las enfermedades cardíacas se manifiesten. Esto se debe a que las arterias del pene son mucho más pequeñas que las arterias alrededor del corazón, por lo que es más probable que muestren efectos de daño o bloqueos antes.

 

Relacionada: Mitos sobre la disfunción eréctil.

 

Es posible que las personas con sangre de tipo A y tipo B tengan mayores niveles de moléculas de adhesión en la sangre, lo que puede llevar a la acumulación de placa en las arterias. Esto puede afectar el flujo sanguíneo, tanto al corazón como al pene, lo que conduce a un mayor riesgo de enfermedades cardíacas y disfunción eréctil.

 

También es posible que otros componentes genéticos de los tipos sanguíneos A y B puedan causar daño a los vasos sanguíneos, lo que puede perturbar los procesos biológicos necesarios para obtener una erección.

 

Ahora, este fue un estudio retrospectivo, lo que significa que los investigadores no pueden determinar la causa y el efecto. Más investigación debe hacerse primero para solidificar el vínculo.

+RELACIONADAS
MH- Comenta esta Nota