DESCARGA
Síguenos en:

Aliento de vida

Aliento de vida
Si hay un profesional cerca déjalo hacer su trabajo.
FOTO:Enrique Ortega
POR: Redacción
FECHA:2012-09-20
Aprende RCP (resucitación cardiopulmonar) y recibe los problemas de forma segura, nunca sabes cuándo los necesitarás.

Saber como realizar una resucitación cardiopulmonar no sobra y puede ayudarte en caso de que te encuentres con un percance. Sigue esta guía propuesta por Damian Taylor, paramédico y entrenador del Entrenamiento Médico para Emergencias H.E.L.P.


1 Revisa que no haya un riesgo adicional alrededor de la víctima Asegúrate también de que estén colocados los triángulos o señales de precaución para marcar la escena como "zona de accidente".

 

2 Grítale ¡Hola! Verifica si la víctima responde al contacto de tu mano en su hombro y pregúntale "¿Estás bien?"

 

3 Consigue ayuda Sin caer en pánico, pide ayuda a quienes estén cerca. Si estás sólo llama de inmediato a los servicios médicos de emergencia. Si no tienes los números de teléfono averígualos y anótalos en tu celular en este instante. Nunca sabes cuándo los necesitarás.

 

4 Comienza con la RCP Abre el conducto de aire de la víctima. Para ponerlo en la posición correcta inclina su cabeza ligeramente hacia atrás y jala su barbilla hacia delante.

 

5 Observa, escucha y siente Mira el pecho para monitorear el movimiento. Trata de escuchar la respiración de la víctima y coloca tu mejilla en la de la víctima para sentir el movimiento del aire. Haz esto dentro de un lapso de 10 segundos. Si no respira, tápale la nariz y dale dos alientos. Cada uno debe inflar el pecho de la víctima. Cada respiración debe durar más de un segundo.

 

6 Circulación Después de darle dos alientos a la persona sin respiración, coloca la parte inferior de tu palma sobre el centro del pecho (entre los pezones). Pon la otra mano sobre la primera y realiza 30 compresiones sobre el pecho a una velocidad de 100 compresiones por minuto (alrededor de dos por segundo). Empuja fuerte y rápido. Deja que el pecho regrese a su posición normal entre cada compresión. Continúa los ciclos de dos alientos con 30 compresiones hasta que la víctima recobre la conciencia o hasta que lleguen los paramédicos y ellos puedan hacerse cargo. Lo mejor que puedes hacer es tomar un curso de RCP. La mayoría sólo implican medio día y pueden salvarte la vida.

Redes Sociales
Araiz Corre
Encuesta
COACH