DESCARGA
Síguenos en:

El amor entre ellas

POR: Redacción
FECHA:2011-05-03
Si querías saber por qué algunas mujeres prefieren a otras hembras es porque son mejores amantes. Aprende lo que ellas saben.

Inspirado en el manual estadounidense Love Her Right: The Married Man´s Guide of Lesbian Secrets for Great Sex, de Kate Taylor, y nuestros expertos en lesbianismo, te ofrecemos seis consejos de alcoba que te convertirán en el mejor amante que ella haya tenido.

 

1 Aduéñate de la tierra media

¿Qué hacer? Con el dorso de tu mano masajea el área entre los pechos.

¿Por qué? "Los antiguos taoístas creían que estimular esta zona de las mujeres hace incrementar rápidamente su libido", señala Esther Lastique, coautora de Love Her Right? "En nuestros días hay numerosas explicaciones científicas al respecto, por ejemplo, se asegura que masajear entre los senos fomenta la segregación de oxitocina, una hormona que le permitirá alcanzar el orgasmo con mayor rapidez y sentirse más unida a ti".

¿Cómo hacerlo? "Desliza el dorso de tu mano de arriba hacia abajo en medio de su busto, hazlo antes de estimularlo", detalla Lastique. "Usar esta parte de tu extremidad resulta más placentero para ella porque sentirá caricias más gentiles. Intenta hacer esta caricia mientras le proporcionas sexo oral. De esta forma se sentirá más conectada a ti y alcanzará más rápido el clímax".

 

2 Bésala y préndela

¿Qué hacer? Bésala continuamente mientras tienen sexo.

¿Por qué? Las lesbianas no dejan de hacerlo durante toda la relación, sólo suspenden la sesión hasta que la pareja alcanza el orgasmo. "Este es el error que comete la mayoría de los hombres durante la relación", asegura Flic Everett, autor de Red Hot Sex. "Sin embargo, la clave para llevarla al éxtasis es besarla".

¿Cómo hacerlo? "Empieza por besos tiernos. De forma progresiva, ve aumentando la intensidad hasta hacerlos candentes", recomienda Everett. Hacerlo de forma rítmica la hará disfrutar más el sexo y la mantendrá excitada. "Pero es importante que no saques y metas la lengua de su boca imitando a tu pene, ellas odian eso".

 

3 Al infinito y más allá

¿Qué hacer? Girar de forma rítmica tu cadera durante el sexo la hará enloquecer.

¿Por qué? "Durante el coito los hombres se dedican a meter y sacar el pene porque éste es sensible de la base a la punta", dice Lastique. "Sin embargo, la parte más sensible de la vagina es alrededor de su entrada. Girar la pelvis en forma de 8 permite estimular las terminaciones nerviosas de los labios vaginales".

¿Cómo hacerlo? "Este movimiento es más sencillo para el hombre cuando la penetra por detrás", agrega Lastique. "También funciona bien en la posición del misionero cuando los tobillos de ella descansan en los hombros de él, lo que además estimula su punto G. Ella también puede realizar el movimiento de ?8? cuando se encuentra arriba".

 

4 Ve a profundidad

¿Qué hacer? Cuando tengas sexo con ella, ve lo más profundo que puedas.

¿Por qué? "Por lo general, durante el coito, los hombres sacan el pene hasta la mitad y vuelven a introducirlo", expresa el experto en relaciones lésbicas Joni Frater. "Esto quizá se siente bien para ti, pero en realidad no estimula ni su punto G ni su clítoris. Si miras a dos lesbianas usando un vibrador verás como lo sacan por completo antes de volverlo a introducir. Aunque no lo creas es muy educativo ver a dos mujeres tener sexo."

¿Cómo hacerlo? "Introduce tu pene lo más profundo que puedas y mueve tu pelvis", recomienda Frater, esto hará que tu hueso púbico estimule su clítoris, esta pequeña acción le permitirá alcanzar el clímax más rápido. Esta estrategia tampoco estimulará demasiado el glande de tu pene, por lo que podrás aguantar más".

 

5 Uno, dos, tres... orgasmo

¿Qué hacer? Usa tus dedos para estimular sus puntos G, X y Y.

¿Por qué? "Deslizarlos dentro y fuera de la vagina no es mucho para ella, incluso puedes lastimarla", señala Lastique. "Por el contrario si recurres al movimiento de tijera, llegarás al punto G y al X y Y, localizados a los lados de este".

¿Cómo hacerlo? "Su punto G está localizado en la parte superior de su vagina, cerca de su ombligo, alrededor de 5 cm por dentro", detalla Lastique. "Introduce dos dedos y presiónalo con las yemas, luego abre y cierra los dedos como si cortaras papel con ellos. Si ella siente como si quisiera orinar, lo estás haciendo bien. Continúa el movimiento, ella experimentará un orgasmo profundo".

 

6 Rodea el área

¿Qué hacer? Estimula la base de su clítoris.

¿Por qué? "En esencia, el clítoris es un pene pequeño", explica Frater. "Su punta es similar a tu glande, y debajo de la piel que lo cubre, hay una estructura en forma de tubo llena de terminaciones nerviosas. Estimúlala y te volverás inolvidable para ella".

¿Cómo hacerlo? Lubrica tu dedo y comienza trabajar sobre los lados del clítoris. Imagina que colocarás tus dedos sobre la carátula de un reloj y el clítoris está en el centro. Pon una yema a las 9 y la otra a las 3, muévelas en forma circular. Incrementa la presión cuando tus dedos marquen las 11:05. Con frecuencia las mujeres usan este movimiento para masturbarse, y es una de las estrategias favoritas de las lesbianas". Sigue estos consejos y verás por qué.

Redes Sociales
Araiz Corre
Encuesta
COACH