DESCARGA
Síguenos en:

Palabras mágicas

Palabras mágicas
El arte de seducir radica en la experiencia.
FOTO:Cortesía
POR: Redacción
FECHA:2012-06-07
Ajusta tu vocabulario para seducir y consigue pasar de una noche en el sofá a una noche de pasión. Continúa leyendo.

1 La situación: Le pides una cita con los nervios en la garganta

La estás invitando a salir por primera vez

No digas ¿Quieres ir a cenar este viernes en la noche?.

Mejor di ¿Quieres salir a cenar comida tailandesa el viernes en la noche?

Por qué funciona Estás creando una experiencia que ella puede visualizar, dice Eve Marx, autora de del libro Flirtspeak. "A diferencia de una propuesta en blanco, esto la involucra y la lleva al momento." A menos que odie la comida tailandesa, tonto.

 

2 La situación: En la cena

Les llevan los platillos principales y quieres ofrecerle una probada del tuyo.

No digas ¿Quieres un poco de carne?

Mejor di ¿Quieres un poco de mi carne?

Por qué funciona "El sabor es dulce", dice Marx. "Hace que se imagine como que después se van a probar uno a otro. Otros disparadores sexuales serían: muerde, jugoso, tierno. Nunca le ofrezcas una cucharada de helado, sólo una probada." Muy pequeña si es que te gustó mucho el postre.

 

3 La situación: En tu casa

Quieres pasar del sofá a tu recámara.

No digas Realmente quiero acostarme contigo.

Mejor di ¿Te imaginas lo increíble que sería acostarnos?

Por qué funciona "Plantear tu deseo como una pregunta la obliga a pensarlo." Dice Kevin Hogan, autor de The Science of Influence. "La palabra imagina reafirma la imagen visual. Si le gusta lo que ve, ya la hiciste." ¿Sí te has mantenido en forma, verdad?

 

4 La situación: Incrementa la calentura

Ya pasaron tres meses y quieres agregarle variedad a tu vida sexual.

No digas Estaba pensando si, este, quisieras intentar algo de "sumisión".

Mejor di Intentemos la sumisión.

Por qué funciona "Las palabras escurridizas como estaba pensando si y este te quitan la seguridad de forma instantánea", dice la experta en lenguaje corporal Judi James. "Si las eliminas de tu vocabulario, igual que las frases de relleno, como tú sabes y como que, te harás notar inmediatamente como alguien que tiene confianza en sí mismo."

 

5 La situación: No hay entrada

De todas formas ella no quiere intentar nada.

No digas Te arrepentirás si no lo intentas

Mejor di En seis meses tú, al igual que yo, no querrás pensar "debería darme la oportunidad"

Por qué funciona "La obligas a que vea en el futuro y luego regrese a debería darme oportunidad de vez en cuando. Otro imperativo incrustado," advierte el doctor Robert Phipps, especialista en relaciones.

Redes Sociales
Araiz Corre
Encuesta
COACH